Contacto


"MENSAJERIA EL CABURE"
Celular 3456264846

_________

Lic. Andrés M. Di Girolamo
Kinesilogia-Fisiatria
M.P.1084

Domicilios
Cel. (0345)156267783 – Tel. (0345)427-1349
____________________

A un año del ballotage, ¿cuál será el futuro de Cambiemos? Maximiliano Gomez

Hace exactamente un año Mauricio Macri se imponía ajustadamente en la segunda vuelta electoral ante Daniel Scioli. Se convertía así en el primer presidente argentino desde la recuperación democrática que llega al poder sin pertenecer a ninguno de los dos partidos tradicionales, el PJ y la UCR, según la información enviada a infobyn.com.

Para muchos, la conmoción política que había significado la derrota del Frente para la Victoria en la provincia de Buenos Aires en octubre, con la inesperada victoria de María Eugenia Vidal, y la diferencia de tan solo tres puntos entre los dos candidatos presidenciales en la primera vuelta, fueron los factores fundamentales que catapultaron la llegada de Cambiemos a la Casa Rosada.

A pesar de tratarse de una de las peores elecciones de la historia reciente del peronismo, Macri asumió el poder en franca minoría en ambas cámaras del Congreso Nacional (15 senadores sobre un total de 72 y 92 diputados sobre un total de 350). Sin embargo, esto no le impidió al gobierno de Cambiemos lograr la sanción de importantes leyes que le permitieron llevar adelante su programa político y económico, como el acuerdo con los holdouts y la reparación histórica para jubilados y pensionados.


A casi un año de gestión, observamos que ha sido clave el rol del Frente Renovador y los sectores del justicialismo que se han alejado del kirchnerismo, quienes han votado junto con los legisladores de Cambiemos en varias oportunidades. De hecho, la alianza con Massa en la provincia de Buenos Aires ha funcionado como una garantía de gobernabilidad para el gobierno nacional. El triunfo de Vidal en el distrito más populoso del país ha servido como factor de estabilización hacia adentro y hacia afuera de la coalición Cambiemos, algo que no tuvo Fernando De la Rúa durante su breve presidencia con la frustrada experiencia de la Alianza. Esta situación le ha permitido mostrar fortaleza al presidente y contabilizar victorias en términos políticos.


No sucede lo mismo en el plano de la economía: a pesar de las expectativas puestas sobre el famoso “segundo semestre”, hasta el momento el gobierno no pudo exhibir avances importantes, ni en materia de llegada de inversiones ni en la recuperación del mercado laboral. Solo la tendencia descendiente de la inflación y la recuperación contundente del agro a partir de la eliminación de las retenciones permiten avizorar un escenario positivo para el 2017.


El líder del PRO continúa confiado en sostener el apoyo de un importante sector de la sociedad, a pesar de las medidas de sesgo antipopular que ha tomado, como el aumento de las tarifas de los servicios públicos y la devaluación provocada por la salida del cepo cambiario. Macri sigue confiado y espera que la recuperación económica (y particularmente del consumo y el empleo) comience a sentirse con fuerza durante el segundo trimestre del 2017, justo en el inicio de la campaña electoral.

La gran mayoría de los economistas anticipan un crecimiento económico de entre 3 y 5 por ciento para el año que viene, lo que se sumaría a la baja de la inflación. Esto permite mantener expectativas en el gobierno en relación a su desempeño electoral, entendiendo que es fundamental un buen resultado para aumentar la cantidad de bancas en el Congreso Nacional y así, disminuir en buena medida, la dependencia de otros actores políticos, especialmente del massismo.


Desde el punto de vista institucional, el otro interrogante importante está vinculado con el futuro de la coalición Cambiemos. Hasta el momento, ha podido lograr un nivel importante de cohesión interna hacia el interior del Congreso y un comportamiento unificado por parte de las diferentes bancadas que conforman el interbloque. La alianza oficialista tuvo éxito al ser planteada como un esquema electoral para disputar el poder, pero todavía carece de volumen político para transformarse en un espacio que pueda constituirse bajo una identidad común y con lineamientos programáticos centrales. De hecho, es difícil que esto suceda en la medida que los principales espacios de gestión (por lo menos en el ámbito nacional) continúen hegemonizados por el PRO. Evidentemente, la distancia para que se transforme en un partido político es larga.

 

El presidente de la Nación ha dicho el pasado fin de semana que está convencido que van a ganar las elecciones de medio término porque “los argentinos quieren seguir en esta línea”. Resta por ver si el repunte de la economía va a alcanzar a hacer esto posible, o el cambio tan prometido queda a mitad de camino.  

--
Lic. Daniel Maximiliano Gomez

Politólogo (UNER)







Comentar:

Nombre:

Escriba el siguiente texto: CUANAM56

Comentario:


CINE TEATRO ODEON









Infobyn -  Direccion: Andrade 21
TELEFONO FIJO: 0345-4212801 - 
Tel Celular. 0345 / 154149102 -
Concordia - Entre Rios - Argentina 
Email:
bynfm@yahoo.com.ar